Editorial

El Cooperativismo con trascendencia social.

Es una necesidad imperiosa que el sistema cooperativo recupere su prestigio en la sociedad, y tenga la trascendencia y reconocimiento que se merece, por sus nobles objetivos y por la enorme tarea que realizan sus organizaciones en favor de la sociedad.
Entendemos que eso es tan importante para facilitar su desarrollo, que amerita realizar las estrategias necesarias para lograr un adecuado posicionamiento, entre lo que se encuentra el desplazamiento definitivo de emprendimientos que tienen fines ajenos a su naturaleza y que indebidamente han adoptado esta figura jurídica.
Además, se debiera capacitar adecuadamente a los integrantes de las cooperativas de trabajo para que funcionen como tales, y que fueron creadas para paliar el grave problema de la desocupación, pero que han sido utilizadas con fines políticos, sin siquiera respetar los principios éticos doctrinarios que establecen que las cooperativas no deben estar identificadas con ese tipo de ideologías como de otras tantas particularidades que suelen crear discriminación entre los seres humanos. Como una de las consecuencias negativas, son noticia en forma reiterada por las frecuentes manifestaciones de reclamos que realizan al estar subvencionados sus miembros con subsidios, cuando uno de los valores que deben practicar es el esfuerzo propio, y los medios de comunicación ajenos al movimiento, difunden la noticia como reclamo de cooperativistas o de cooperativas, por lo que esto instala una imagen negativa en la sociedad.
La obtención de prestigio y buena imagen del sector puede ocurrir cuando el beneficio que obtienen los socios de las entidades, trasciende a toda la sociedad. Esto es lo que hace visible los resultados. Sin esta última trascendencia pública, no hay manera no sólo de ser un interlocutor válido en las políticas públicas, sino que se hace imposible el objetivo fundamental que es compartir con todos nuestros conciudadanos los ideales de bien común que tiene nuestro noble sistema y lograr un merecido prestigio.
Esta difusión no debe tomarse solamente como una mera búsqueda de notoriedad, sino como una herramienta para facilitar el desarrollo de las entidades y del país, y como un camino a seguir para la construcción de una sociedad mejor.
Las estrategias para mejorar la visibilidad pueden basarse también, en la creación de redes de contactos que pueden comenzar con los contactos personales y luego ampliarse a las redes de las propias entidades para difundir las acciones. También se puede tener presencia en las redes sociales que tanto influyen en la opinión pública, en esto la elaboración de las formas pertinentes es esencial, para obtener la necesaria reproducción de la noticia. Hay que tener presencia en todas las redes sociales que sea posible, pero también en los ámbitos académicos, con los trabajos realizados por profesionales del sector, ya que esto genera un interés científico por el sistema con miembros que habitualmente no tienen contacto con nuestro sistema.
Toda la información proporcionada tiene que tener un criterio exigente de calidad. Esta estrategia debe hacerse con pasión cooperativista, o sea con toda la realidad pero también con la mística del sistema. Como los hechos aislados difícilmente puedan construir una continuidad, es conveniente establecer una periodicidad en la comunicación.
Un aspecto importante es el prestigio que se pueda lograr con el “boca a boca” que si se da entre los propios asociados a las cooperativas, enseguida va a trascender a las familias, a las escuelas que son un semillero de voluntades e ideas, y en poco tiempo será posible lograr que el sistema sea defendido y apreciado socialmente.
Otra acción positiva es realizar alianzas estratégicas con el objetivo de la difusión, con los gobiernos municipales, provinciales y nacional, con las fuerzas vivas de la comunidad, con los autores y periodistas de prestigio que al conocerlo mejor tendrán empatía con el sistema.
Todo esto se puede hacer cuando el sistema esté saneado y obre con transparencia. A veces no se quiere difundir por pudor, por esa costumbre que tenemos los argentinos de no comunicar nuestras buenas obras, pero pudiera ser que otras veces, se trate de personas que por no obrar de buena fe, eludan dar explicaciones porque hay dudas en su accionar.
Lo cierto es que la buena fe, la buena calidad y la transparencia en la actividad de las entidades es la que permite la trascendencia a toda la sociedad con una buena imagen, es decir con la que se merece el cooperativismo, de manera de lograr el acceso de nuevos socios, la colaboración de los actuales, el impacto social y sobre todo el prestigio.
Hasta ahora, hemos compartido lo que debiera suceder en la base del sistema que tiene que estar amparado por las buenas prácticas en las propias cooperativas, sus Federaciones y Confederaciones, pero luego hay que hacer los esfuerzos necesarios para participar en el debate público, esto significa formar parte de cuanto grupo de opinión se forme, ya sea con temas que le interesen a la gente o que sea motivo de análisis en la Argentina como en el resto de los países del mundo.
Entre esos temas está la pobreza, el hambre, el tema ambiental, las migraciones forzadas, las energías renovables, el terrorismo, la paz, todo lo que requiera nuestra opinión, ya que tenemos una sensibilidad especial y estamos preparados para tratar estos temas que nos preocupan a nosotros y a toda la humanidad.
Si logramos estar en ese lugar, también estaremos cuando se debatan las políticas a implementar en el sector, vamos a estar para darnos y dar oportunidades a nuestros socios al influir en las mismas con nuestros conceptos solidarios y vamos a lograr el respeto de todos los organismos públicos que hoy nos tratan con desconfianza. En realidad, estaremos demostrando que somos una alternativa válida y un adecuado complemento del Estado para lograr el bienestar de la gente.

Un nuevo Aniversario de Mundo Cooperativo.

El elevado lineamiento que siempre ha puesto en sus páginas Mundo Cooperativo, propiciando una justa y armoniosa relación entre los seres humanos, comenzando por ejercer el respeto a todas las personas, para construir una sociedad mejor, armonizó con la caja de resonancia que encontró en el sistema cooperativo que nació con la organización nacional, dando una oportunidad para fortalecer la unión de los inmigrantes que llegaban al país huyendo de las guerras, las persecuciones y las hambrunas de la vieja Europa. Es probable que esas ideas fundacionales nos hayan inspirado para el cuidado, la contención e integración de todos los…

Leer mas: Un nuevo Aniversario de Mundo Cooperativo.

La inclusión es fundamental en los tiempos actuales.

Ante tantas injusticias que padece una gran parte de la humanidad, y aunque aparentemente resulte una contradicción frente a los adelantos tecnológicos y científicos logrados, que como una consecuencia casi lógica presupone un mayor bienestar de la población, en pleno siglo XXI se hace necesario que nos ocupemos de la inclusión, tal como lo propone la ACI al cooperativismo mundial como tema central a tratar en la celebración del próximo Día Internacional de las Cooperativas, que se celebrará el 1º de julio de 2017, y por supuesto, para incorporarlo como tema a resolver desde ahora hacia el futuro.

Sin duda…

Leer mas: La inclusión es fundamental en los tiempos actuales.

Sequía, inundaciones e incendios: la producción agropecuaria en jaque.

La ausencia de políticas nacionales, provinciales y municipales preventivas, que promuevan la construcción de obras tendientes a la conservación, protección y desarrollo de nuestra producción agropecuaria, dan como resultado que los daños causados por las inclemencias del tiempo y por otras cuestiones, signifiquen importantes pérdidas económicas que sin ninguna duda superan ampliamente el costo que demandaría la construcción de las mismas.
Teniendo en cuenta que el sector agropecuario es el que históricamente ha aportado y continúa aportando, la mayor cantidad de riqueza a nuestro país, es imprescindible que se lo tenga en cuenta no solamente para otorgarle paliativos como incentivos…

Leer mas: Sequía, inundaciones e incendios: la producción agropecuaria en jaque.

Algo importante nos falta, algo importante está fallando y tenemos que corregir.

No cabe duda de que la dirigencia de las organizaciones de cúpula del sistema cooperativo es la que acumula mayor experiencia y conocimiento acerca de la situación de las cooperativas de base. Y precisamente por esa razón, sus integrantes son los que mejor conocen las dificultades que afrontan las entidades cooperativas a través de los reclamos que reciben y la gran cantidad de gestiones que realizan ante funcionarios públicos de diferentes áreas gubernamentales, solicitando las soluciones que escapan a sus propias posibilidades de hacer o decidir.

Reiteradamente se menciona que solamente en nuestro país, hay millones de personas vinculadas a…

Leer mas: Algo importante nos falta, algo importante está fallando y tenemos que corregir.

Reciba toda la información y novedades de Mundo Cooperativo y MUNDO MUTUAL

Log In

Acceso para usuarios registrados

¿Recordar contraseña? / ¿Recordar usuario?