Gran actividad y obras de la “Cooperativa de Vivienda de Rosario”

La gran actividad que despliega se revela en los avances de obra que comunican a sus socios, las entregas de propiedades en forma permanente, los nuevos proyectos, la cantidad de casas y edificios en construcción, la atención de los consorcios.

Nada de eso se podría hacer sin la confianza que se ha ganado de la gente. Su actividad se ha extendido a poblaciones aledañas a Rosario, a donde llegan precedidos por un buen nombre. Los directivos están en todos los detalles y a veces tienen tres generaciones de socios: los abuelos, sus hijos y sus nietos que obtienen su vivienda a través de esta cooperativa señera y ejemplarizadora, ya que trabaja solamente con el aporte de sus socios. La práctica de los valores se revela en su desenvolvimiento diario para orgullo del cooperativismo de vivienda argentino. Se está en todos los detalles, sobre todo en la atención del socio para explicarle los beneficios de este sistema cooperativo para tener la casa propia, y también la atención en la espera hasta que se llega a la adjudicación por sorteo y licitación, en que el socio tiene que ver a dónde van los recursos, el estado de los avances de obra, etc. Para ello tenemos una revista, una página web y Facebook, son los medios mediante los que se comunica diariamente lo que va ocurriendo. El prestigio que se fue alcanzando está relacionado con el cumplimiento, ya que hace 26 años que la cooperativa está trabajando y el socio permanentemente está informado de lo que se hace. Es una trayectoria de muchos años con gran esfuerzo y mucho trabajo, ya que únicamente se cuenta con el aporte de los socios. La Delegación de San Nicolás se abrió en 2003, en que se alquilaba una oficina en el centro para hacer el servicio de construcción de viviendas, también para las zonas aledañas. Se adquirió un primer terreno donde se construyeron 12 viviendas, y también se trabajó en el terreno de los socios. Se fueron adquiriendo otros terrenos donde se construyeron seis o siete viviendas, por ejemplo. Las oficinas de la Cooperativa en San Nicolás se instalaron en una unidad de un complejo habitacional de dos manzanas que se han adquirido y construido. Se adquirieron otros terrenos, pero siempre se avanza progresivamente en la medida que se tiene mayor cantidad de socios. En la zona sur de San Nicolás hay terrenos, en loteos nuevos. Y también en muchos terrenos individuales en San Nicolás, en Ramallo y en Villa Constitución. Porque si bien la Cooperativa puede construir en cualquier parte, el Nicoleño, por ejemplo, no iba a Rosario a pedir que se le construyera su vivienda. Tener la delegación dio confianza, aunque al principio fue difícil por no ser locales, pero con el tiempo, la incertidumbre que tenían se transformó en confianza y hoy ya la actividad se ha afianzado. Se construyó confianza, pero hay que afianzarla día a día. Mucha gente que termina de pagar integra a sus hijos o a sus allegados, y ese es un beneficio más. Hay 60 personas en relación de dependencia, con 15 personas en San Nicolás contando la parte administrativa, comercial y técnica. Si bien se firma un prototipo, cuando se adjudica una casa, se trabaja en forma individual de acuerdo a cada gusto y necesidad. Por eso las arquitectas proyectan en función de cada caso particular y se otorga un trato exclusivo y preferencial. Los conductores técnicos dirigen la obra en su ejecución. Tenemos distintos planes, en vivienda estándar, tradicional y de alta calidad. Las cuotas no son muy altas en viviendas de alta calidad, y por supuesto en las estándar la cuota es de menor importe, ya que el socio tiene que poder afrontarla pagando también un alquiler. Siempre son valores más bajos que un alquiler. La cuota se ajusta por el índice de salarios y el valor de las propiedades por el índice de la construcción, entonces se puede pagar siempre. En Rosario está la sede central y también el 80 % de la actividad. Unos 15 edificios en construcción, loteos, muchos proyectos. Por más que se trata de una cooperativa, para la Municipalidad es como cualquier constructora y se cumple con todo lo que exige, si bien tampoco existe ningún prejuicio por ser cooperativa. La Cooperativa está orgullosamente enmarcada y trabaja desde el sistema cooperativo.

Fuente: Presidente de ROSACOOP Sr. Miguel Soto

Log In

Acceso para usuarios registrados

¿Recordar contraseña? / ¿Recordar usuario?